• 24 horas/ 365días
  • Teléfono de Contacto: 954 502 428
  • Teléfono de Urgencias: 954 280 320

Términos y condiciones legales

1. Datos de la empresa:

En cumplimiento del artículo 10 de la Ley 34/2002, de 11 de julio, de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, a continuación se exponen los datos identificativos del grupo empresarial:

  • Denominación Social: SAFINCO, S.L.
  • CIF: B-41.534.348
  • Domicilio Social: Calle Adriano, 7 - Planta Primera - 41001 Sevilla (Sevilla - España)
  • Teléfono: 954502428
  • Fax: 954330012
  • E-mail de contacto: safinco@safinco.com
  • Datos de Inscripción en el Registro Mercantil de Sevilla: Tomo 1507 - Folio 141 - Hoja SE-6066 - Inscripción 1ª


2. Propiedad intelectual:

Salvo que se indique lo contrario, el código fuente, los diseños gráficos, las imágenes, las fotografías, los sonidos, las animaciones, el software, los textos, así como la información y los contenidos que se recogen en el presente sitio web están protegidos por la legislación española sobre los derechos de propiedad intelectual e industrial a favor de www.safinco.com y no se permite la reproducción y/o publicación, total o parcial, del sitio web, ni su tratamiento informático, su distribución, su difusión, ni su modificación, transformación o descompilación, ni demás derechos reconocidos legalmente a su titular, sin el permiso previo y por escrito del mismo, www.safinco.com

El usuario, única y exclusivamente, puede utilizar el material que aparezca en este sitio web para su uso personal y privado, quedando prohibido su uso con fines comerciales o para incurrir en actividades ilícitas. Todos los derechos derivados de la propiedad intelectual están expresamente reservados por www.safinco.com.

www.safinco.com velará por el cumplimiento de las anteriores condiciones como por la debida utilización de los contenidos presentados en sus páginas web, ejercitando todas las acciones civiles y penales que le correspondan en el caso de infracción o incumplimiento de estos derechos por parte del usuario.


3. Protección de datos de carácter personal:

En el marco del cumplimiento de la legislación vigente, recogida en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, sobre Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD), cuyo objeto es garantizar y proteger, en lo que concierne al tratamiento de los datos personales, las libertades y derechos fundamentales de las personas físicas, y especialmente de su honor e intimidad personal, SAFINCO, S.L. informa a los usuarios que sus datos de contacto podrían haberse incorporado a sus ficheros, con el fin de mantenerle informado (por correo postal o cualquier otro medio físico o electrónico) sobre nuestros servicios y productos. Para ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición previstos en la Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter Personal, puede notificárnoslo fehacientemente (por correo ordinario a la dirección Calle Adriano, 7 - Planta Primera – 41001 SEVILLA, por correo electrónico a la dirección smtp@safinco.com, o por fax al 954330012) especificando la referencia "protección de datos".

La empresa toma precauciones razonables para mantener toda la información obtenida de los visitantes con mayor seguridad contra el acceso y el uso no autorizado. Además, revisa periódicamente sus medidas de seguridad.

El usuario será el único responsable de incluir en sus comunicaciones con SAFINCO, S.L. datos personales falsos, no actualizados o incompletos.

Cualquier cesión a terceros de los datos personales de los usuarios de esta web, será notificada debidamente a los mismos, indicando la identidad de los cesionarios y la finalidad con que se ceden los datos.

SAFINCO, S.L. eliminará todos los datos recabados a través de sus comunicaciones cuando hayan dejado de ser necesarios para la finalidad para la que fueron recabados, o cuando lo solicite el titular de los mismos en el ejercicio de su derecho de cancelación.

 

4.- Titulaciones Oficiales y Colegiaciones Profesionales:

Santiago Gutiérrez Galnares posee, entre otros, los siguientes títulos académicos oficiales y/o profesionales, y ejerce las siguientes profesiones, algunas de ellas de carácter regulada y/o colegiación obligatoria:

  • Administrador de Fincas - Colegiado nº 755 de Sevilla, con ejercicio activo desde 1987.
  • Arquitecto Superior - Universidad de Sevilla - Colegiado nº 6106 de Sevilla, con ejecrcicio activo desde 2005.
  • Abogado - Universidad de Nebrija - Colegiado nº 15577 de Sevilla, con ejercicio activo desde 2018.
  • Auditor e Implantador de la LOPD en Empresas - Universidad Rey Juan Carlos I - Con ejercicio activo desde 2011
  • Técnico Superior de Prevención de Riesgos Laborales - Con ejercicio desde 2006
    • Especialidad de Seguridad en el Trabajo: Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales
      Especialidad de Ergonomía y Psicosociología Aplicada: Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales
      Especialidad de Higiene Industrial: Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales


5. Varios:

A.- SAFINCO, S.L. puede usar cookies que se quedarán almacenadas en el ordenador. Las cookies son pequeños archivos que un ordenador envía a otro, pero que no proporcionan información ni sobre su nombre, ni sobre cualquier dato de carácter personal de un usuario. Cuando el usuario se encuentre navegando por las páginas web de SAFINCO, S.L. el servidor donde se encuentra alojada reconoce automáticamente la dirección IP de su ordenador, el día y la hora en la que comienza la visita, en la que abandona la visita, así como información sobre las distintas secciones consultadas. Es necesario que el servidor conozca estos datos para poder comunicarse y enviarle la petición realizada y que a través del navegador se pueda ver en la pantalla.

B.- SAFINCO, S.L. podrá modificar, sin previo aviso, la información contenida en su sitio web, así como su configuración y presentación.

C.- SAFINCO, S.L. se compromete a través de este medio a no realizar publicidad engañosa. A estos efectos, por lo tanto, no serán considerados como publicidad engañosa los errores formales o numéricos que puedan encontrarse a lo largo del contenido de las distintas secciones de la web de SAFINCO, S.L. , producidos como consecuencia de un mantenimiento y/o actualización incompleta o defectuosa de la información contenida es estas secciones. SAFINCO, S.L. , como consecuencia de lo dispuesto en este apartado, se compromete a corregirlo tan pronto como tenga conocimiento de dichos errores.

D.- SAFINCO, S.L.se compromete a no remitir comunicaciones comerciales sin identificarlas como tales, conforme a lo dispuesto en la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y de comercio electrónico. A estos efectos no será considerado como comunicación comercial toda la información que se envíe la los clientes de SAFINCO, S.L. y/o a los usuarios de www.safinco.com, siempre que tenga por finalidad el mantenimiento de la relación contractual existente entre cliente y SAFINCO, S.L. , así como el desempeño de las tareas de información, formación y otras actividades propias del servicio que el cliente tiene contratado con la empresa.

E.- SAFINCO, S.L. no se hace responsable del incumplimiento de cualquier norma aplicable en que pueda incurrir el usuario en su acceso al sitio web el presente sitio web y/o en el uso de las informaciones contenidas en el mismo.

F.- SAFINCO, S.L. no será responsable de los daños y perjuicios producidos o que puedan producirse, cualquiera que sea su naturaleza, que se deriven del uso de la información, de las materias contenidas en este web site y de los programas que incorpora. Los enlaces (Links) e hipertexto que posibiliten, a través del sitio web el presente sitio web, acceder al usuario a prestaciones y servicios ofrecidos por terceros, no pertenecen ni se encuentran bajo el control de SAFINCO, S.L.; dicha entidad no se hace responsable ni de la información contenida en los mismos ni de cualesquiera efectos que pudieran derivarse de dicha información.

G.- SAFINCO, S.L. no se hace responsable del uso ilegítimo que terceras personas puedan hacer de los nombres de marca, nombres de producto, marcas comerciales que, no siendo propiedad de dicha entidad, aparezcan en el presente sitio web. Tampoco se responsabiliza de la integridad, veracidad y licitud del contenido de los enlaces a las webs a las que pueda accederse desde el presente sitio web.

H.- En definitiva, el Usuario es el único responsable del uso que realice de los servicios, contenidos, enlaces (links) e hipertexto incluidos en el sitio web el presente sitio web.

Transformación digital de un despacho de administración de fincas

La transformación digital es una realidad que, poco a poco, va llamando a la puerta de todos los despachos de administración de fincas.

Transformación digital de un despacho de administración de fincas 1

 

El tsunami de la digitalización

El comercio electrónico en España ya se mueve en unas cifras más que optimistas, y ya cerca del 25% de las ventas totales anuales, se hacen por internet. Si nos fijamos en el camino marcado por las grandes plataformas y empresas, la venta se está trasvasando al mundo digital. Estos márgenes crecen en dos cifras cada año. Las grandes, como las pequeñas, ya apuestan cada día más por la versión on-line de sus productos y servicios.

Se impone un nuevo estilo, un nuevo consumidor y una nueva realidad digital. Las pequeñas empresas, los profesionales, todos nos veremos de una u otra forma, sobrepasados por este "tsunami de la digitalización", que queramos o no, ha llegado para quedarse y crecer cada día.

La transformación digital es más que una actitud, es una nueva forma o una nueva cultura para tratar de conectar con los clientes de cada día

La transformación digital no nace cuando nos compramos el último móvil, o cuando usamos WhatsApp con nuestros clientes, sino que nace cuando implementamos en nuestra empresa, negocio o sector, una hoja de ruta clara y definida, con los pasos e hitos que deberemos ir cumpliendo para alcanzar esa necesaria transformación.

Hace poco leíamos en una importante consultora americana cómo los directivos están muy interesados en la verdadera transformación digital. De hecho, muchos de ellos aseguraban que en sus empresas ya se ha emprendido la transformación en los últimos años. También leímos que la realidad es que, a pesar del cambio, son pocas las empresas que han visto incrementado su margen comercial, en el corto y en largo plazo. ¿Qué está pasando entonces? ¿No lo hacemos bien? ¿No somos más ágiles y eficientes? La realidad es que la transformación, nace de la seguridad de afrontar el reto, de eliminar los llamados "temores invisibles". El humano por naturaleza es reacio al cambio, no nos gusta arriesgar. La transformación esperada nace de las estructuras, pasa por las políticas y los procesos y usa la tecnología. Pero esto no es suficiente. No hay cambio interno, no se ve la transformación.

No se tiene en cuenta a los recursos humanos, a las personas, para saber lo que sienten y lo que piensan, y de ahí, es de donde debería nacer la verdadera transformación. El humano tiene unas ideas previas, preconcebidas, que le frena de manera cognitiva, sin ser consciente. Nos da miedo cambiar lo que ya sabemos hacer. Por tanto, la transformación digital deben nacer de los verdaderos líderes internos, de los que nos guían, de las personas influyentes en cada empresa. El cambio nace en la generación de valor para los clientes. Sin sumas añadidas o anticuadas la transformación no es real, no se ve, no existe para el cliente. Ejemplos hay miles, pero uno fácil de entender sería el de los libros digitales para las escuelas: muchos de ellos no son nuevos libros digitales, son libros escaneados en formato pdf, ¿ésta es la transformación? ¿cómo os lo tomaríais? ¿cómo innovación o cómo tomadura de pelo? eso no es transformación, eso es uso de la tecnología, que está muy bien, porque es más cómodo, pero que no aporta valor añadido al libro en formato papel.

El cambio digital debería nacer desde el consenso de los objetivos, fijados en base a la empresa u organización, pero contando con el equipo humano, sin el cual, correr hacia adelante sin tener claro el cómo y el cuándo, puede desembocar en un error. Como ocurre ahora, cuando con la entrada en vigor del RGPD queremos aplicar una nueva base de datos en la empresa, sin tener muy claro qué datos o para qué uso, vamos a tomarlo. Obligar al personal o a los compañeros y hacerles usar herramientas que no tienen mucho sentido, por volumen o por necesidad real de cada empresa, parece un absurdo.

La transformación digital va más allá de la simple utilización de herramientas digitales, pues implica cambios a todos los niveles: tecnologías, cualificación y competencias de los empleados, comunicación, organización y cultura corporativa, etc....

Hace tiempo, cuando empezábamos a manejar los primeros ordenadores, allá por los 80, alguien contó una vez una analogía simple para dimensionar el uso de la tecnología y qué equipos o recursos eran mejor para cada caso. La solución es sencilla: martillo pequeño para puntilla pequeña. A menudo buscamos el mejor Smartphone, el último, el mejor Pc, el más potente o la mejor base de datos, la que tiene más potencia y más posibilidades, sin tener muy en cuenta el uso que hacemos de esa herramienta. ¿Alguien imagina usar un martillo de 30 kg para colocar un pequeño cuelga-cuadro? ¿No sería mejor dimensionar el tamaño del martillo al tamaño de la puntilla?

Muchas veces queremos una u otra solución que vimos en algún sitio, que alguien nos contó o que simplemente hemos leído aquí o allí. La transformación digital es algo más que una actitud, es una nueva forma o una nueva cultura para tratar de conectar con los clientes de cada día. Un fallo habitual lo vemos casi siempre en la última barrera. Hacer fácil y agradable la compra. Si has comprado últimamente en Internet, en el gigante de Jeff Bezos, por ejemplo, sabes de qué estamos hablando. Todo es fácil y agradable.

La transformación por último nos alerta de algunos principios básicos sobre el que trabajar en las empresas y organizaciones:

  • Primero la descentralización del cliente, la ruptura del cerco geográfico. Cualquiera puede ser nuestro cliente. Debemos diseñar, expresarnos y lanzar ideas para cualquier cliente de nuestro entorno o no. En función de los objetivos de cada uno.
  • Segundo, debemos olvidarnos de la venta ejecutiva, el cliente busca la venta consultiva. Seamos innovadores, debemos personalizar el mensaje. A todo el mundo no le vale la misma frase, el mismo gesto, o la misma imagen. Hay que personalizar el mensaje, hay que buscar a los micro clientes.
  • Tercero, debemos trabajar en la venta y no en la compra. Si tu producto no es lo que busco, por favor, no me lo vendas. Si es bueno y está claramente definido el cliente lo comprará, si no lo hace es porque no está claro o no es lo que buscaba.

La transformación digital debe nacer desde la cultura, el cliente, los objetivos, las estructuras, los procesos y todas las personas implicadas en cada caso y para cada producto y/o servicio a prestar. El cliente quiere comprar, pero no como tú le digas, sino donde y cuando él quiera. Ofrécele valor añadido y no costes añadidos. Dale soluciones y no le pongas trabas. Él quiere consumir, pero a su manera, el consumidor ha cambiado y seguirá haciéndolo en los próximos años a pasos agigantados.

Transformación digital de un despacho de administración de fincas 2

 

Plan de Acción de Empresa Digital (PAED)

La digitalización del tejido empresarial andaluz es referencia fundamental para la Consejería de Empleo, Empresa y Comercio, en un intento de impulsar que las pymes andaluzas se adapten a los cambios y aprovechen las oportunidades derivadas de nuevo entorno digital. De esta forma, se contribuye al crecimiento económico y al desarrollo empresarial de la región, favoreciendo la modernización de las pymes y un nuevo modelo de empresa más competitiva e innovadora.

Descargar Plan de Acción de Empresa Digital (PAED)

El Plan de Acción de Empresa Digital (PAED) contempla veintisiete medidas concretas distribuidas en tres ejes estratégicos cuyos objetivos son concienciar a las empresas de la importancia de la digitalización, aumentar las competencias en este ámbito e impulsar su transformación digital. Hasta la fecha se han puesto en marcha diecinueve de las medidas previstas. La más reciente ha sido el Programa Empresa Digital, que pone a disposición de autónomos y pymes de Andalucía una serie de recursos para ayudarles a conocer su nivel de madurez digital y proporcionarles un plan de actuación para avanzar en la concreción de su estrategia de digitalización. Se pueden solicitar las ayudas aquí.

Transformación digital de un despacho de administración de fincas 3

 

Modelo de Madurez Digital y Autodiagnóstico de Madurez Digital

En línea con estas ideas, también se ha definido un Modelo de Madurez Digital que abarca las áreas más relevantes que un despacho de Administración de Fincas debe tener en cuenta para digitalizar su negocio: desde los mercados hasta los procesos pasando por los clientes, los empleados, los productos y servicios y las tecnologías. Este modelo es la base de la herramienta denominada Autodiagnóstico de Madurez Digital, instrumento gratuito, útil e intuitivo que permite al despacho conocer de forma inmediata el estado de digitalización en que se encuentran. Con este sencillo test, en pocos minutos, los Administradores de Fincas que lo deseen pueden conocer su grado de madurez digital y compararlo con el de otros despachos de su sector, tamaño o provincia.

Además de este recurso, también se ofrece a las empresas una serie de guías con recomendaciones que incorporan el itinerario para avanzar en este proceso, así como un amplio catálogo de acciones y recursos formativos en diferentes formatos.

No solo de la web vive el despacho. Hay más posibilidades que se pueden aprovechar y se podrán utilizar en función de a quién nos queramos dirigir. Las redes sociales juegan un papel fundamental

La herramienta de Autodiagnóstico de Madurez Digital y el resto de recursos y servicios que ofrece el PAED están disponibles en el portal de internet empresa.andaluciaesdigltal.es. Allí aparecen recogidas las ayudas que se necesitan para abordar con éxito ese viaje hacia lo digital, donde cada Administrador de Fincas decide cuáles son sus límites. Algunos lo afrontarán tratando de mejorar su productividad a través de nuevas formas de trabajar y de prestar los servicios a sus clientes, otros querrán diferenciarse buscando la innovación en estos ámbitos, e incluso en el modelo de negocio. Para todos, el resultado de esa apuesta por la digitalización es un acierto seguro: para los primeros, el premio será mantener su competitividad y cuota de mercado; para los segundos podría ser transformar el mercado.

La transformación digital ha dejado de ser un supuesto para convertirse en algo más que una realidad. Resistirse a adoptar cambios tecnológicos es renunciar a la evolución de las estructuras del despacho.

Hay que tener en cuenta que el obligado cambio hacia la digitalización está motivado por el cliente. Las tecnologías cambian a los clientes y a su vez estos cambian a los despachos. Es un craso error pensar que estos cambios van a dar resultados inmediatos, a la par de no comprender el verdadero motivo de este proceso. Todo debe estar conectado en el conjunto de un negocio: entenderse con el cliente, determinar las estructuras y contenidos, un sitio web gestionable, definir los objetivos, etc.… en definitiva, saber sacarles provecho a los beneficios de trabajar en el marco de un sistema digital.

  1. El primer paso para entrar en el mundo 2.0 es convertir nuestra página web en corporativa, y hacerla de uso imprescindible y obligatorio. Debe ser el eje principal de la estrategia de comunicación del despacho. La visita virtual por parte del cliente puede hacer que se decida a llamar y a establecer contacto. Es por ello que transmitir una buena imagen de marca a través de la web, gestionarla y cuidarla debe ser un deber. En ella, debemos aportar valor a los clientes y generar contenido de calidad y utilidad.
  2. El segundo paso consiste en segmentar los valores que queremos transmitir y los contenidos que queremos mostrar hacia el público que nos queremos dirigir. Movernos buscando el máximo beneficio para el cliente, ya que a fin de cuentas lo que el cliente busca de nosotros es la forma en la que se le puede ayudar. Complicarse no es bueno, por lo que ser sencillo para cuando el cliente navegue en nuestra web es clave, para así darle facilidades a la hora de acceder al contenido y a la hora de contactar y preguntar. Romper con lo clásico y buscar ser dinámicos hace que seamos más atractivos. Para que los clientes puedan acceder desde cualquier sitio a nuestro contenido, es importante que el diseño sea responsivo, es decir, apto para móviles y tablets, más teniendo en cuenta que hoy día el acceso a nuevas tecnologías se hace comúnmente a través del móvil.
  3. La clave del éxito es definir y seguir a rajatabla una estrategia de marketing, buscando contenidos que interesen a nuestro target, redactarlo de forma especializada y prepararlo para que se pueda encontrar de forma correcta en los diferentes buscadores de internet. Es clave darle difusión a su vez por nuestras diferentes redes sociales para darle visibilidad e intentar crear una comunidad de usuarios que consuman los contenidos. Es fundamental generar contenido de valor, útil y de calidad, así como optimizar los motores de búsqueda SEO (Search Engine Optimization) para lograr el posicionamiento de nuestra web en los diferentes buscadores, para ser los primeros cuando un posible cliente busque información relativa a nuestro sector.

Un proceso irreversible y lleno de oportunidades

Transformación digital de un despacho de administración de fincas 4

Pero no solo de la web vive el despacho. Hay muchas más posibilidades que se pueden aprovechar y se podrán utilizar en función de a quién nos queramos dirigir. Entre otras muchas, las redes sociales juegan un papel fundamental; Twitter, Facebook o LinkedIn son redes que permiten difundir valores de marca de forma rápida, sencilla y cercana. Hoy día un cliente se mueve principalmente a través de tuits, buscando información en Google o viendo lo que se comparte a diario en Facebook. A partir de estas herramientas se puede lograr un objetivo básico que se encuentra a la orden del día: la viralización.

La realidad es que la transformación digital ha llegado para quedarse, por lo que hay que abrir la mente y ser conscientes de que se trata de una realidad a la que todos nos tenemos que adaptar si queremos llegar a dirigirnos a las personas que queremos que se conviertan en nuestros clientes.

Compártelo

Submit to FacebookSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Comentarios potenciados por CComment

Copyright © diseño: safinco.com -  Condiciones legales

});})(jQuery);