• 24 horas/ 365días
  • Teléfono de Contacto: 954 502 428
  • Teléfono de Urgencias: 954 280 320

Términos y condiciones legales

1. Datos de la empresa:

En cumplimiento del artículo 10 de la Ley 34/2002, de 11 de julio, de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, a continuación se exponen los datos identificativos del grupo empresarial:

  • Denominación Social: SAFINCO, S.L.
  • CIF: B-41.534.348
  • Domicilio Social: Calle Adriano, 7 - Planta Primera - 41001 Sevilla (Sevilla - España)
  • Teléfono: 954502428
  • Fax: 954330012
  • E-mail de contacto: safinco@safinco.com
  • Datos de Inscripción en el Registro Mercantil de Sevilla: Tomo 1507 - Folio 141 - Hoja SE-6066 - Inscripción 1ª


2. Propiedad intelectual:

Salvo que se indique lo contrario, el código fuente, los diseños gráficos, las imágenes, las fotografías, los sonidos, las animaciones, el software, los textos, así como la información y los contenidos que se recogen en el presente sitio web están protegidos por la legislación española sobre los derechos de propiedad intelectual e industrial a favor de www.safinco.com y no se permite la reproducción y/o publicación, total o parcial, del sitio web, ni su tratamiento informático, su distribución, su difusión, ni su modificación, transformación o descompilación, ni demás derechos reconocidos legalmente a su titular, sin el permiso previo y por escrito del mismo, www.safinco.com

El usuario, única y exclusivamente, puede utilizar el material que aparezca en este sitio web para su uso personal y privado, quedando prohibido su uso con fines comerciales o para incurrir en actividades ilícitas. Todos los derechos derivados de la propiedad intelectual están expresamente reservados por www.safinco.com.

www.safinco.com velará por el cumplimiento de las anteriores condiciones como por la debida utilización de los contenidos presentados en sus páginas web, ejercitando todas las acciones civiles y penales que le correspondan en el caso de infracción o incumplimiento de estos derechos por parte del usuario.


3. Protección de datos de carácter personal:

En el marco del cumplimiento de la legislación vigente, recogida en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, sobre Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD), cuyo objeto es garantizar y proteger, en lo que concierne al tratamiento de los datos personales, las libertades y derechos fundamentales de las personas físicas, y especialmente de su honor e intimidad personal, SAFINCO, S.L. informa a los usuarios que sus datos de contacto podrían haberse incorporado a sus ficheros, con el fin de mantenerle informado (por correo postal o cualquier otro medio físico o electrónico) sobre nuestros servicios y productos. Para ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición previstos en la Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter Personal, puede notificárnoslo fehacientemente (por correo ordinario a la dirección Calle Adriano, 7 - Planta Primera – 41001 SEVILLA, por correo electrónico a la dirección smtp@safinco.com, o por fax al 954330012) especificando la referencia "protección de datos".

La empresa toma precauciones razonables para mantener toda la información obtenida de los visitantes con mayor seguridad contra el acceso y el uso no autorizado. Además, revisa periódicamente sus medidas de seguridad.

El usuario será el único responsable de incluir en sus comunicaciones con SAFINCO, S.L. datos personales falsos, no actualizados o incompletos.

Cualquier cesión a terceros de los datos personales de los usuarios de esta web, será notificada debidamente a los mismos, indicando la identidad de los cesionarios y la finalidad con que se ceden los datos.

SAFINCO, S.L. eliminará todos los datos recabados a través de sus comunicaciones cuando hayan dejado de ser necesarios para la finalidad para la que fueron recabados, o cuando lo solicite el titular de los mismos en el ejercicio de su derecho de cancelación.

 

4.- Titulaciones Oficiales y Colegiaciones Profesionales:

Santiago Gutiérrez Galnares posee, entre otros, los siguientes títulos académicos oficiales y/o profesionales, y ejerce las siguientes profesiones, algunas de ellas de carácter regulada y/o colegiación obligatoria:

  • Administrador de Fincas - Colegiado nº 755 de Sevilla, con ejercicio activo desde 1987.
  • Arquitecto Superior - Universidad de Sevilla - Colegiado nº 6106 de Sevilla, con ejecrcicio activo desde 2005.
  • Abogado - Universidad de Nebrija - Colegiado nº 15577 de Sevilla, con ejercicio activo desde 2018.
  • Auditor e Implantador de la LOPD en Empresas - Universidad Rey Juan Carlos I - Con ejercicio activo desde 2011
  • Técnico Superior de Prevención de Riesgos Laborales - Con ejercicio desde 2006
    • Especialidad de Seguridad en el Trabajo: Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales
      Especialidad de Ergonomía y Psicosociología Aplicada: Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales
      Especialidad de Higiene Industrial: Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales


5. Varios:

A.- SAFINCO, S.L. puede usar cookies que se quedarán almacenadas en el ordenador. Las cookies son pequeños archivos que un ordenador envía a otro, pero que no proporcionan información ni sobre su nombre, ni sobre cualquier dato de carácter personal de un usuario. Cuando el usuario se encuentre navegando por las páginas web de SAFINCO, S.L. el servidor donde se encuentra alojada reconoce automáticamente la dirección IP de su ordenador, el día y la hora en la que comienza la visita, en la que abandona la visita, así como información sobre las distintas secciones consultadas. Es necesario que el servidor conozca estos datos para poder comunicarse y enviarle la petición realizada y que a través del navegador se pueda ver en la pantalla.

B.- SAFINCO, S.L. podrá modificar, sin previo aviso, la información contenida en su sitio web, así como su configuración y presentación.

C.- SAFINCO, S.L. se compromete a través de este medio a no realizar publicidad engañosa. A estos efectos, por lo tanto, no serán considerados como publicidad engañosa los errores formales o numéricos que puedan encontrarse a lo largo del contenido de las distintas secciones de la web de SAFINCO, S.L. , producidos como consecuencia de un mantenimiento y/o actualización incompleta o defectuosa de la información contenida es estas secciones. SAFINCO, S.L. , como consecuencia de lo dispuesto en este apartado, se compromete a corregirlo tan pronto como tenga conocimiento de dichos errores.

D.- SAFINCO, S.L.se compromete a no remitir comunicaciones comerciales sin identificarlas como tales, conforme a lo dispuesto en la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y de comercio electrónico. A estos efectos no será considerado como comunicación comercial toda la información que se envíe la los clientes de SAFINCO, S.L. y/o a los usuarios de www.safinco.com, siempre que tenga por finalidad el mantenimiento de la relación contractual existente entre cliente y SAFINCO, S.L. , así como el desempeño de las tareas de información, formación y otras actividades propias del servicio que el cliente tiene contratado con la empresa.

E.- SAFINCO, S.L. no se hace responsable del incumplimiento de cualquier norma aplicable en que pueda incurrir el usuario en su acceso al sitio web el presente sitio web y/o en el uso de las informaciones contenidas en el mismo.

F.- SAFINCO, S.L. no será responsable de los daños y perjuicios producidos o que puedan producirse, cualquiera que sea su naturaleza, que se deriven del uso de la información, de las materias contenidas en este web site y de los programas que incorpora. Los enlaces (Links) e hipertexto que posibiliten, a través del sitio web el presente sitio web, acceder al usuario a prestaciones y servicios ofrecidos por terceros, no pertenecen ni se encuentran bajo el control de SAFINCO, S.L.; dicha entidad no se hace responsable ni de la información contenida en los mismos ni de cualesquiera efectos que pudieran derivarse de dicha información.

G.- SAFINCO, S.L. no se hace responsable del uso ilegítimo que terceras personas puedan hacer de los nombres de marca, nombres de producto, marcas comerciales que, no siendo propiedad de dicha entidad, aparezcan en el presente sitio web. Tampoco se responsabiliza de la integridad, veracidad y licitud del contenido de los enlaces a las webs a las que pueda accederse desde el presente sitio web.

H.- En definitiva, el Usuario es el único responsable del uso que realice de los servicios, contenidos, enlaces (links) e hipertexto incluidos en el sitio web el presente sitio web.

La cláusula de repercusión de los "Gastos de Gestión" de la inmobiliaria en los Contratos de Alquiler de viviendas

Hasta marzo de 2019 la LAU no regulaba quién debía satisfacer los Gastos de Gestión (los honorarios de preparación y redacción del contrato de arrendamiento), por lo que era un acuerdo que quedaba al arbitrio de las partes de conformidad con lo dispuesto por el art. 4.2. LAU), aunque no obstante era una práctica habitual que el arrendatario asumiese el pago.

La cláusula de repercusión de los

LOS "GASTOS DE GESTIÓN" DEL CONTRATO DE ALQUILER

Pero, recientemente, el legislador ha decidido regular por Ley (Real Decreto Ley 7/2019, de 1 de marzo, de Medidas Urgentes en materia de vivienda y alquiler, en vigor desde el 06/03/2019) la repercusión de los "Gastos de Gestión", al modificar el art. 20 LAU:

"Los gastos de gestión inmobiliaria y de formalización del contrato serán a cargo del arrendador, cuando éste sea persona jurídica, salvo en el caso de aquellos servicios que hayan sido contratados por iniciativa directa del arrendatario"

Sobre la posición del arrendatario no hay dudas legales, sea persona física o jurídica, ya que siempre tiene la consideración de consumidor (art. 3 del RD 1/2007) y, por tanto, goza de una especial protección jurídica en el ámbito contractual conforme a la normativa aplicable en materia de consumidores, sin perjuicio de la protección legal que le dispensa el art. 6 de la LAU.

Por lo tanto, debemos analizar la posición del arrendador.

 

VALIDEZ DE LAS CLÁUSULAS DE REPERCUSIÓN DE LOS "GASTOS DE GESTIÓN"

ARRENDADOR = PERSONA JURÍDICA que NO es contratante de la Gestión

Se permite la cláusula de repercusión de los "Gastos de Gestión" al arrendatario, el cual deberá acreditar  que ha sido él quien ha contratado al Gestor encargado de preparar y redactar el contrato, mediante la pertinente hoja de encargo y/o el contrato de arrendamiento de servicios profesionales.

 

ARRENDADOR = PERSONA JURÍDICA que SÍ es contratante de la Gestión

Se prohíbe la cláusula de repercusión de los "Gastos de Gestión" al arrendatario.

 

ARRENDADOR = PERSONA FÍSICA  que NO es contratante de la Gestión

Se permite la cláusula la repercusión de los "Gastos de Gestión" al arrendatario, en todo caso.

 

ARRENDADOR = PERSONA FÍSICA  que SÍ es contratante de la Gestión

Se permite la cláusula la repercusión de los "Gastos de Gestión" al arrendatario, siempre y cuando se cumpla lo dispuesto en los siguientes artículos:

Es decir, la cláusula será declarada nula de pleno derecho por los Tribunales si:

  • ha sido impuesta por el arrendador (o por el Gestor contratado por el arrendador).
  • se enmarca en un conjunto de cláusulas predispuestas unilateralmente por el arrendador (o por el Gestor contratado por el arrendador), siendo pues el arrendatario un mero adherente.
  • causa un desequilibrio importante en los derechos y obligaciones de las partes, en perjuicio del arrendatario, dando como resultado una patente falta de reciprocidad contractual.

Para salvar este riesgo de nulidad de la cláusula contractual por contravención de la normativa de consumidores, se considerará que el arrendador persona física cumple con la Ley si:

  • al igual que en el caso del arrendador persona jurídica, acredita que el arrendatario tuvo la iniciativa de encargar los servicios profesionales de preparación y redacción del contrato al Gestor y, por tanto, que no fue una cláusula impuesta unilateralmente por el arrendador, documentándolo debidamente, en una hoja de encargo y/o contrato de arrendamiento de servicios profesionales.
  • evita el uso de modelos de contratos de alguna asociación profesional de agentes de la propiedad urbana, pues en tal caso será considerado empresario o profesional (Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea, de 30 de mayo de 2013,  -Asunto C-488/11-, Caso AsbeekBrusse/Man Garabito).

 

ARRENDADOR = COMUNIDAD DE PROPIETARIOS o COMUNIDAD DE BIENES

Habrá que estar a lo que digan los Tribunales.

No obstante, entendemos que, cuando el arrendador es una Comunidad de Bienes o una Comunidad de Propietarios, puede asimilarse a persona física, por lo que está permitida la inserción de la cláusula la repercusión de los "Gastos de Gestión" al arrendatario de los "Gastos de Gestión", en base a los siguientes criterios:

  • Criterio Legal: la ley se refiere exclusivamente a "personas jurídicas", y, por tanto, tratándose de una norma prohibitiva, debe interpretarse de forma restrictiva.
  • Criterio Gramatical: en virtud de in claris non fit intereptatio (art. 1.281 CC), tampoco debería extenderse la aplicación de la norma a entes sin personalidad jurídica.
  • Criterio Hermenéutico: la Ley (art. 3.1 del CC) nos dice que, con carácter preferente, debemos atenernos al espíritu y finalidad de las normas, que en este caso es penalizar a las empresas que tiene como objeto social la promoción e inversión inmobiliaria en aras de tratar de evitar la especulación inmobiliaria en un mercado tan sensible como el de la vivienda, y no al patrimonio inmobiliario de personas que operan en el tráfico inmobiliario a través de las figuras de la Comunidad de Bienes y la Comunidad de Propietarios. El argumento de que la voluntad del legislador ha sido fomentar la asequibilidad del arrendatario de vivienda, de tal forma que dichos gastos no sean un impedimento para ejercitar el derecho a la vivienda del ciudadano por la vía del arriendo, ya que, en ese caso, no se hubiera previsto la limitación de las personas jurídicas.

NOTA: el Departamento Jurídico de SAFINCO SL, mantiene la posición opuesta. Es decir, que si en cuestiones laborales, fiscales y tributarias, etc ... las Comunidades de Propietarios son asimilables en cualquier caso a personas jurídicas, lo lógico es que a efectos de contratos mercantiles también lo sean.

 

POSIBLE NULIDAD

No existen precedentes jurisprudenciales sobre la posible nulidad de este tipo de cláusulas contractuales, pues nunca se ha planteado esta problemática en los tribunales, ya que:

  • Los costes económicos anudados al ejercicio de la tutela judicial efectiva en estos casos son desproporcionados, pues el art. 249.1.6ª LEC establece que los juicios en materia de arrendamientos urbanos deben tramitarse por juicio ordinario con independencia de su cuantía (salvo que se trate de una acción de desahucio por expiración de plazo o por impago de rentas, o de reclamación de rentas y/o otras cantidades debidas por el arrendatario, en cuyo caso deberán tramitarse por juicio verbal -art. 250.1.1ª LEC). Esta regla procesal perjudica enormemente la posición jurídica del arrendatario, ya que le obliga actuar mediante representación procesal si quiere reclamar la devolución de:
    • las cantidades pagadas en concepto de "Gastos de Gestión" por nulidad de pleno derecho de la cláusula contractual de repercusión
    • el importe de la fianza, aun cuando su cuantía sea iguales o inferior a 2.000 € (art. 23 LEC).
  • El arrendatario es reacio a reclamar al arrendador la devolución de las cantidades pagadas en concepto de "Gastos de Gestión", ya que teme que ello pueda perjudicarle en su relación contractual y en el goce y disfrute de la cosa arrendada, por lo que lo más recomendable es que, a la finalización del contrato, ejercite las siguientes dos acciones:
    • acción declarativa de nulidad de pleno derecho de la cláusula de repercusión al arrendatario de los "Gastos de Gestión": ya que esta acción es imprescriptible, por contravención de norma imperativa (art. 83 TRLGDCU y art. 6.3 del CC)
    • acción de reclamación de la devolución de las cantidades pagadas en concepto de "Gastos de Gestión": en este caso hay más dudas en los Tribunales sobre si la acción es imprescriptible o está sujeta al plazo de prescripción general de las acciones personales, que es de 5 años (1964.2 del CC), y en este segundo criterio también hay dudas sobre cuándo empezaría el cómputo de dicho plazo (SAP Barcelona de 25 de julio de 2018, SAP Valencia de 1 de febrero de 2018 y SAP Madrid de 7 de mayo de 2018).

Compártelo

Submit to FacebookSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Copyright © diseño: safinco.com -  Condiciones legales

});})(jQuery);